jueves, 12 de junio de 2008

IN MEMORIAM: DÉCIMO ANIVERSARIO DEL FALLECIMIENTO DE TORREBRUNO

El polifacético Walter Rocco Torrebruno Orgini nació el 28 de agosto de 1936 en Roma (Italia).
Trabajó durante un tiempo como empleado de banca, aunque luego decidió dedicarse a una de sus grandes pasiones, la música. En 1958 viajó a España para ejercer como cantante y poco tiempo más tarde participó en el Festival de la Canción Mediterránea, quedando en quinta posición.
De regreso a Italia, en 1962 participó en el Festival de San Remo junto al cantante y humorista Gino Bramieri, ambos interpretaron el tema cómico "Pesca tu che pesco anch'io", con el que no lograron clasificarse como finalistas.
A principios de los 60 decidió instalarse definitivamente en España e intervino como actor de reparto en las películas "Horizontes de luz" (1962), "Cuatro bodas y pico" (1963) y "Esa pícara pelirroja" (1963). Ese mismo año fue contratado por TVE para presentar los programas "Concertino" (su primer espacio infantil) y "Buenas tardes música".
A mediados de los 60 colaboró como en otros programas de TVE como "Gran parada" (1964), "Sábado 64" (1965), "Aquí el segundo programa" (1966) y "Noche del sábado" (1966-67). En 1965 ejerció como presentador del mítico concierto que dieron Los Beatles en la Plaza de las Ventas de Madrid, celebrado el día 2 de julio.



Su discografía de los años 60 se completó con trabajos como "Gran Festival de Madrid", "Madrid Domani Sera", "Torrebruno en Belter" o el single "Torrebruno".En 1969 actuó en el "Especial Nochevieja" de TVE y entre 1970 y 1971 presentó "Hoy también es fiesta". A principios de los 70 volvió a trabajar como actor secundario del cine español en los films "Coqueluche" (1970), "La casa de los Martínez" (1971) y "Las estrellas están verdes" (1973). Tras el programa "Las Supersabias" (1973), colaboró como invitado en los espacios "Tarde para todos" (1972-73) y "Estudio abierto" (1973).


Entre 1975 y 1977 saltó definitivamente al estrellato con el programa infantil "La guagua", en el que interpretó al Jefe Capucheto, el cual esperaba en una estación a que llegase un autobús que iba recorriendo toda España con entretenimiento para los niños. Otros personajes del programa eran el conductor del autobús Don Redondón (Manuel de La Rosa) y las guapas Fermina (Raquel Rojo) y Linda (Paula Gardoqui).
Su siguiente programa dedicado a los más pequeños fue "El recreo" (1977-78), donde volvió a coincidir con Paula Gardoqui (aquí llamada Pauloca) y en el que también participaron Marta Bonet, el genial mago Juan Tamariz y Álvaro de la Torre.
En "La locomotora" (1979) interpretó a Rocky Vaporetto y estuvo acompañado por Inmaculada Sanz en el papel de Carbonilla. Entre 1979 y 1980 fue Rocky Chaparro en "003 y medio", donde fue secundado por Paloma Pagés, Marta Bonet y Juan Pastor.


Después de actuar en los programas musicales y de variedades "Aplauso" (1979) y "300 millones" (1980), en 1981 protagonizó la película infantil "Rocky Carambola", un film a su medida en el que dio vida a un singular artista de circo e interpretó varios números musicales como el tema central del film, cuyo estribillo decía "Rocky Carambola, Carambola, gran malabarista, Carambola...".

En 1981 fue el presentador de "Sabadabadá", un espacio emitido los sábados por la mañana y que desde su segunda etapa y hasta su final en 1984, pasó a llamarse "Dabadabadá" y se emitió en las tarde de los jueves. En este espacio arbitraba diversos concursos, contaba chistes (en ocasiones bromeaba de su baja estatura diciendo aquello de "Torrebruno no es muy alto, pero es más guapo que ninguno"), presentaba los números musicales protagonizados por niños e interpretaba canciones que fueron auténticos clásicos de patio de colegio como "Tigres y leones", "Don Pelanas", "Fortunato" o "Muchas felicidades". Entre el equipo de presentadores y colaboradores a lo largo de sus cuatro años de emisión, figuraron Mayra Gómez Kemp (que abandonó su labor para presentar "Un, dos, tres..." en 1982), la malograda Sonia Martínez, Rosa María Otero, Yolanda Cabello, Mercedes Rodríguez de la Fuente (que se encargaba de la sección de animales), Carmen Lázaro (partícipe en la sección de botánica), el actor José Carabias (prestando su voz a Horacio Pinchadiscos) y el dibujante José Ramón Sánchez (responsable de la sección de dibujo). Por esta misma época aprovechó su enorme popularidad para grabar varios discos con sus temas infantiles más populares (muchos de ellos compuestos por él mismo) y realizó diversas giras por España. Entre diciembre de 1984 y enero de 1985 presentó junto a Teresa Rabal un programa infantil navideño llamado "Mazapán". Ese mismo año participó en el programa "Hola chicos".




En 1988 actuó en el cortometraje "Mamá" y a finales de los 80 y en 1992 presentó otro programa infantil titulado "El show canario de Torrebruno", que fue emitido a través del circuito regional de TVE en Canarias y grabado en Tenerife (en la segunda etapa de este programa, mi curso de colegio estuvo a punto de acudir como público, pero al final sólo llevaron a un curso inferior al que yo pertenecía, a mí particularmente me hubiese gustado ver su programa en vivo, pero la errónea decisión de la dirección de mi colegio, nos borró la única oportunidad que teníamos mis compañeros de clase y yo para poder conocerlo). En 1992 intervino en un episodio de la serie "La mujer de tu vida 2" y a principios de los 90 hizo trabajos secundarios en films destacados como "Orquesta Club Virginia" (1992) de Manuel Iborra, "Todos a la cárcel" (1993) de Luis García Berlanga y "Los peores años de nuestra vida" (1994) de Emilio Martínez Lázaro. En 1993 colaboró en una edición del programa "Hola Raffaella" y en 1995 fue entrevistado por Consuelo Berlanga en el programa de la Televisiones Autonómicas "Qué pasó con" y en "Te'n recordes?" de Canal 9. Retirado de la vida pública, a finales de los 90 apareció en el programa "Cine de barrio". En lo personal, y aunque siempre gozó de cierta fama de seductor, nunca se casó ni tuvo hijos. Torrebruno falleció el 12 de junio de 1998 en Madrid (España), a la edad de 62 años y consecuencia de un ataque al corazón. Tal vez si aún estuviese entre nosotros, a Santiago Segura se le podría haber ocurrido la idea de rescatarlo para dar vida a un memorable villano italiano en la saga de "Torrente" ¿a qué no hubiese sido mala idea?.

No hay comentarios:

Publicar un comentario