sábado, 19 de agosto de 2006

CANCIONES DEL VERANO: GEORGIE DANN

Nació en Francia en el seno de una familia de músicos. Su padre era trompetista y le inculcó su pasión por la música. En su juventud compaginó su afición a la natación con 8 años de estudios en el Conservatorio de París, en los que estudió solfeo, armonía e instrumentos. Obtuvo un primer premio de clarinete y otros de los instrumentos que también aprendió a tocar fueron el saxo y el bandoneón. En sus años de juventud disfrutó del ambiente jazzístico que vivió Francia y se convirtió en un gran apasionado de este género musical (en algunas de sus actuaciones ha tocado el clarinete a modo de exhibición).
Como actividad paralela a su gran pasión, estudió magisterio y se convirtió en profesor de EGB. Durante esta etapa tuvo la idea de componer varias canciones para que las cantasen sus alumnos y con tres de ellos creó el grupo "Les Touistitis de Paris". Poco tiempo más tarde la compañía discográfica "Ducretet Thomson" les propuso grabar un disco con estas canciones humorísticas que giraban en torno a los problemas entre los profesores y alumnos. La idea funcionó bastante bien a nivel comercial e incluso uno de los temas formó parte de la banda sonora de la película "Bebert et l'omnibus" (1963).
Tras colaborar en las canciones para el doblaje francés de película "Blancanieves y los siete enanitos" de Walt Disney en uno de sus múltiples reestrenos, Georgie formó parte de los grupos de música pop "Starways" y "Four Dreamers".
Su carrera en solitario la inició a finales de los años 60 cuando firmó un contrato con la discográfica "Parthe Marconi", grabando sus dos primeros éxitos en Francia: "Tu as mal lavé ton ciel" y "Jesus". Con su tercer single "Tout ce que tu sais" representó a su país natal en el "Festival de la Canción del Mediterráneo" celebrado en Barcelona. 

En vista del éxito cosechado en el Festival y tras sentirse muy a gusto en la ciudad catalana, decidió convertir España en su segunda patria y comenzó su más fructífera trayectoria artística. En su primera etapa grabó los álbumes "Si yo canto" (1964), "Capri se acabó" (1965), "Ay mamá Mallorca" (1965) y "El mundo es así" (1967).

En 1969 obtiene su primer hit con "Casatschok", un tema que recogía ritmos procedentes de la música popular rusa y que iba acompañado por un particular baile.
En los años 70 realizó una gira por Sudamérica e influenciado por los ritmos latinos comenzó a convertirse en un autor abanderado de la denominada "Canción del verano" con una larga lista de temas populares y a la par que horteras que guardaban características comunes: tenían letras sencillas y optimistas, con ritmos y estribillos pegadizos (incluyendo los dobles sentidos), la temáticas eran veraniegas y siempre iban acompañados de coreografías sencillas (a destacar su característico baile con los puños cerrados, brazos paralelos y ligeros movimientos balanceando las piernas).
Convertido en un artista entrañable y en el auténtico Rey de la Canción del Verano, sus mayores éxitos los cosechó en las décadas 70, 80 y 90 con temas como "Santiago" (1970), "El dinosaurio" (1972), "La rana" (1974), "Campesino" (1975), "Paloma blanca" (1985), "El Bimbó" (1975), "Mi cafetal" (1977), "Eres como una paloma" (1987), "Moscú" (1980), "El jardín de Alá" (1980), "Koumbo" (1982) "Carnaval, carnaval" (1983), "Macumba", "El africano" (1985), "Macumba" (1986), "El negro no puede" (1987), "El chiringuito" (1988), "La barbacoa" (1994) o "Cachete, pechito y ombligo" (1996). Algunas de ellas son versiones de temas sudamericanos y otras fueron compuestas por él mismo. Unas canciones que para bien o para mal han formado parte de la memoria colectiva en España y Sudamérica (al fin y al cabo ¿quién no ha tarareado alguna vez una de sus canciones?). Otra de sus señas de identidad en sus inicios solía ser su vestimenta en la que abundaban trajes de colores con manga ancha, cuello de pico e impagables pantalones acampanados (aunque hoy en día suele vestir trajes de chaqueta algo más discretos). En 1998 grabó el single "La duchita", que pasó desapercibido. 


Demostrando que también tenía un gran sentido del humor, apareció en el desternillante anuncio publicitario de "Galloper" (ideado nada más y nada menos por José Luis Moro, más conocido como "Un pingüino en mi ascensor") en el que aparecía en el Polo Norte, vestido de esquimal y cantando "La Barbacoa" acompañado por un señor vestido con su traje de comunión. En 2003 fue homenajeado por el grupo "La banda del capitán canalla" a través de la canción "Qué vuelva ya Georgie Dann". Precisamente ese mismo año y después de 5 años sin grabar un nuevo disco lanzó el álbum "Vamos a la pista".

En 2004 llegó su álbum recopilatorio "De vuelta" en el que hizo versiones remix de sus "Grandes éxitos". En los últimos años ha sido entrevistado y ha actuado en diversos programas y series televisivas como "Cine de barrio", "El Show de Flo", "Carta de ajuste", "La noche con Fuentes y CÍA", "Buenafuente", "Cuéntame" o "Música ligerísima".

En 2006 apareció en un episodio de la serie "Cuéntame" (en esas secuencias documentales en las que los famosos aportan sus testimonios personales) y en el verano de 2007 promocionó el single "Me cago en to", incluido en su disco "El rey del verano". Recientemente realizó una nueva gira musical por España, siempre acompañado por sus inseparables seis bailarinas (aunque lógicamente ya no son las mismas que en sus comienzos). Sus últimos trabajos discográficos hasta la fecha han sido "Los huevos" (2010), "La batidora" (2012) y "La Cerveza" (2013), que no han gozado del éxito de sus trabajos de antaño.


En lo personal está felizmente casado y es padre de tres hijos. Vive 6 meses al año en España y el resto del tiempo actúa en Francia, Suiza y Sudamérica.


No hay comentarios:

Publicar un comentario